viernes, 12 de mayo de 2017

Azul Otoñal

Compromisos, trabajo, trámites...
con su capa suntuosa el otoño 
se instaló con gran autoridad
Insiste en llevarse mi cofre violeta 
donde guardo los recuerdos 
más queridos del verano, 
la santarrita preciosa, 
una estrella de mar 
y mis amadas rosas...

Mi gato hermoso, 
gordito y redondo 
hoy disfrutó de la tarde y de las últimas 
caricias del sol pero 
ahora llovizna 
y las rosas lucen como un nácar de oro. 
Lágrimas de ángeles las empañan
suavemente

Las luces de la calle 
ya están encendidas, 
entre antiguas sedas azules 
brindan las hadas bienhechoras
y una última sonrisa 
regalan a mis rosas amarillas


Carolina L. Hauscarriaga


1 comentario:

  1. Bello poema, nostálgico. Es que el otoño trae todo tipo de sensaciones y sentimientos encontrados. El gatito es lo más... adoro a esos bbs.
    Besitos mi querida amiga.

    ResponderEliminar